Red Eco Alternativo ***

Firmas por justicia

Se están recolectando adhesiones para enviar al juez por la causa de La Masacre de la Bomba, del año 1947 en Las Lomitas (Hoy Formosa). Copiamos un modelo de adhesión para quien lo quiera utilizar.

Para adhesiones: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. con copia a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Los abajo firmantes, adherimos al reclamo por Memoria, Verdad y Justicia en la causa penal conocida como Rincón la Bomba o Masacre del Pueblo Pilagá, que tramita en el Juzgado a su cargo y manifestamos nuestra preocupación ante la dilación excesiva y retardo de justicia absolutamente injustificado en la referida causa. Advertimos que el único imputado, Carlos Smachetti, es una persona de edad avanzada (93 años), y ello representa un riesgo en el caso de que no se administre debidamente justicia. Es así, que solicitamos a V.S que arbitre todos los medios a su disposición para que la causa bajo trato sea resuelta en el más breve plazo.

La masacre de La Bomba 10 de octubre de 1947

En septiembre de 1947 cientos de personas se reunieron en el paraje de La Bomba (o Rincón Bomba) cerca de Las Lomitas, en la actual provincia de Formosa, en torno a un sanador llamado Tonkiet (Luciano Cordoba) quien, según el relato de los ancianos, “curaba sin cobrar”[1] . Mientras el poder político y religioso de Tonkiet crecía, decenas de familias llegaban de diferentes lugares para acompañar a sus parientes enfermos. “-

“-Todos las familias abandonaron sus casas y todo lo que tenían para venir a conocer al sanador (...) No importaba nada más”[2].

Pero a pocos metros de La Bomba , en el pueblo de Las Lomitas, la comandancia del escuadrón 18 de Gendarmería Nacional observaba con recelo la reunión que había convertido al paraje en un espacio de reafirmación territorial, debate y conflicto, y entonces comenzó a gestarse el desalojo.

El 10 de octubre, luego de varios intentos fallidos por expulsar a los pilagá, efectivos del escuadrón 18, con la colaboración de otros escuadrones, fusilaron a cientos de personas e iniciaron la sangrienta persecución de los sobrevivientes. Los gendarmes en camiones, a pie y a caballo continuaron con la represión durante varias semanas provocando la muerte de muchos por falta de atención médica, hambre, sed y mediante nuevos fusilamientos. Varias mujeres relataron distintos episodios de violaciones a manos de efectivos de Gendarmería. Seecholé (Norma Navarrete) declaró ante el juez Mario B. Quinteros haber sido testigo de la violación de una niña por el segundo comandante del escuadrón 18, José Aliaga Pueyrredón.

En 1947 la Gendarmería Nacional dependía del Ministerio del Interior para sus tareas de vigilancia policial, pero en caso de “conflicto” el Poder Ejecutivo podía ponerla bajo las órdenes del Ministerio de Guerra y Marina[3]como estaba previsto en la ley de creación de este organismo. Esta migración puede verificarse en los documentos Confidenciales y Secretos, enviados el 11 y 16 de octubre desde el Ministerio de Guerra hacia el Ministerio del Interior. En el documento N 997 Natalio Faverio, Director General de GN comunicó a Ángel Borlenghi, que el Ministro de Guerra, Humberto Sosa Molina, había ordenado el desplazamiento de las tropas hacia Las Lomitas. El 16 de octubre, otro documento confidencial confirmó que el avión con patente JU-52-T-153 había despegado desde la base militar El Palomar para sumarse a la represión.

A finales de octubre los grupos capturados con vida fueron llevados como prisioneros a las colonias indígenas de Bartolomé de las Casas y Francisco Muñiz, donde se los forzó a trabajar bajo la administración de un funcionario de la Dirección de Protección al Aborigen dependiente de la Secretaria de Trabajo y Previsión. Allí permanecieron por lo menos un año hasta que pudieron escapar. Estas colonias convertidas en campos de concentración de prisioneros tuvieron como objetivo el disciplinamiento y la adaptación de la población sobreviviente de la masacre y “aunque este procedimiento de conversión de las familias en recurso económico no sugeriría a priori un plan genocida, tanto la explotación inhumana a la que se los sometió”[4], como las secuelas derivadas del trauma de la violencia, el encierro en un espacio vigilado y la pérdida de referencias familiares, sociales y culturales, provocaron un grave daño que puede rastrearse en la memoria del pueblo pilagá y pervive hasta nuestros días. La prensa de 1947 así como los documentos Confidenciales del Ministerio del Interior coincidieron en señalar a los pilagá como “rebeldes” e “irreductibles” y los acusó de protagonizar un imaginario “malón” contra la población blanca de Las Lomitas. La documentación de las colonias indígenas consignó a los sobrevivientes de La Bomba como “carpidores”, “carreros”, “chacareros” etc, silenciando su status de prisioneros y creando un relato histórico tendiente a naturalizar la reducción en colonias como parte del proceso habitual del avance de la “civilización” sobre sociedades “no civilizadas” y no como parte de un proceso genocida. Sin embargo, el accionar estatal durante y después de la masacre de La Bomba se ajusta a diferentes definiciones del concepto de genocidio y a la aprobada en 1948 por las “Naciones Unidas en la Convención para la Prevención y Sanción del Delito de Genocidio” entendido como aniquilamiento de un grupo con “un origen” común o “de características genéticas comunes” (Feierstein Daniel, 2011) La Masacre de La Bomba (o Rincón Bomba) tuvo como objetivo el disciplinamiento de cientos de personas que se opusieron al desalojo y a su incorporación al capitalismo industrial que demandaba mano de obra barata. Este proyecto civilizatorio proclamado por Benjamín Victorica Ministro de Guerra y Marina de Julio A. Roca, durante la Campaña militar al “Desierto del Norte” tuvo su continuidad en esta represión ocurrida en pleno siglo veinte.

Hoy sigue siendo necesario entender este hecho no sólo como parte de la práctica genocida del estado argentino contra los pueblos originarios sino como un hecho genocida en sí mismo, así como también señalar la vigencia de las políticas de ese mismo Estado en relación al silencio historiográfico que pesa sobre este caso.

Por Valeria Mapelman.

Bibliografia: Historia de la Crueldad Argentina, Julio A. Roca y el genocidio de pueblos originarios, Walter Delrío, Diana Lenton, Mariano Nagy, Marcelo Musante, Alexis Papazian, Adrian Moyano, Valeria Mapelman, Coord. por Osvaldo Bayer, Ed. El Tugurio, Bs. As., 2010 Octubre Pilagá, memorias y archivos de la masacre de La Bomba, (libro+DVD) Valeria Mapelman, Ed. Tren en Movimiento, Bs. As., 2015

[1] Testimonio de Setkoki´en (Melitón Dominguez) grabado en el año 2006 para el documental Octubre Pilagá, relatos sobre el silencio. [2] Testimonio de Ketae, (Azcena Camacho) del Barrio Qompi, Pozo del Tigre en el año 2007 [4] Del silencio al ruido en la Historia, practicas genocidas sobre los pueblos originarios en Argentina, Walter Delrío, Diana Lenton, Mariano Nagy, Marcelo Musante, Alexis Papazian, Pilar Perez, miembros de la Red de Estudios en Genocidio y Política Indígena de Argentina, Seminario Internacional de Políticas de la Memoria, “Recordando a Walter Benjamín justicia, historia y verdad, escrituras de la memoria”, CC Haroldo Conti, 2010

 

Más del pais...

Derechos Humanos y G20 Argentina 2018

Gobierno * 20-04-2018

Pedro Raúl Villagra Delgado-representante argentino frente al G20- manifestó que el G20 no es el espacio para discutir sobre derechos humanos, ya que existen otros foros para hacerlo, poniendo como ejemplo el Consejo de Derechos Humanos de la Organiz...

Leer más...

Catamarca: Alerta y Movilización por despidos en Agroindustria

Trabajadores * 19-04-2018

"Ante los fuertes rumores que se desataron en las últimas horas sobre una ola de cientos de despidos en Agroindustria que afectaría tanto a trabajadores del edificio central, como a Agricultura Familiar, y organismos descentralizados como SENASA nos ...

Leer más...

Intento de discriminar a alumnos de la UBA

Estudiantes * 19-04-2018

La Universidad de Buenos Aires repudió una búsqueda laboral del Gobierno de la Ciudad que discriminaba a sus alumnos. “No serán tenidos en cuenta perfiles UBA”, decía un aviso publicado en una bolsa de trabajo que luego de las manifestaciones de repu...

Leer más...

Mientras Cristina hace proyecto anti tarifas, Alicia las sube

Más del Pais * 19-04-2018

La CTA Autónoma Regional Zona Norte de Santa Cruz hizo pública su postura contra el Tarifazo denunciando el doble discurso del partido gobernante desde hace décadas en la provincia, y que a continuación reproducimos de manera textual. Por Equipo de C...

Leer más...

Buenos Aires: Salud Solidaria Estatales exigen al IOMA que garantice su de…

Trabajadores * 19-04-2018

A través de una solicitada, judiciales y gremios estatales bonaerenses reclamaron a la obra social que garantice el derecho a la salud de los trabajadores. Este viernes 20 de abril a las 10.00 convocan a una movilización a la sede de IOMA en Berazate...

Leer más...

Profesionales de la Salud reclaman urgente convocatoria a paritarias

Trabajadores * 19-04-2018

La Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (CICOP-CTA) reclama la urgente convocatoria a paritaria para discutir salarios, condiciones de trabajo y abordar la grave crisis del Sistema de Salud. ACTA-CTA ...

Leer más...

La ruinosa infraestructura de la salud del Hospital Calilegua

Más del Pais * 19-04-2018

Recientemente ha circulado un video que muestra el estado de las instalaciones del Hospital Calilegua, donde la falta de controles ha devenido en la presencia de una zarigüeya en las salas de internación. Ver VIDEO. Por Colectivo Radio Pueblo. ...

Leer más...

Hacia el primer parlamento de mujeres indígenas

Pueblos Originarios * 19-04-2018

El 21 y 22 de abril se realizará en Ensenada un encuentro autogestivo, independiente y autónomo que reunirá a mujeres representante de 36 pueblos indígenas del territorio argentino donde, además de compartir resistencias y luchas, buscan organizarse ...

Leer más...

Asamblea popular de Azul le dijo NO al cierre de la fábrica

Trabajadores * 19-04-2018

La ciudad de Azul fue el escenario de una nueva manifestación encabezada por los trabajadores de la planta de Fabricaciones Militares. Mientras el Gobierno Nacional premia el cierre de la fábrica ascendiendo al interventor Luis Riva a Secretario de I...

Leer más...
 

Logo agenda

SUSCRIPCIÓN / para recibir información

Una vez por semana el colectivo elabora un boletín con las noticias más relevantes a nivel nacional e internacional

 

 
Our website is protected by DMC Firewall!