Condena efectiva Imprimir E-Mail
Monday, 02 de July de 2012
policia_asesina.jpg

El viernes 29 de junio, el juzgado correccional nº 2 de Morón condenó al sargento Ariel Horacio Núñez a tres años y medio de prisión por haber encubierto el asesinato de Rodrigo Corzo. Núñez quedó inmediatamente detenido, ya que se ordenó el cumplimiento efectivo de la pena aun cuando es previsible que su defensa apelará la condena.

Nota relacionada: Caso Corzo: El segundo juicio


A pesar de la leve pena, tanto la condena como la detención fueron vividos como un gran triunfo de la organización y la lucha. Nueve largos años llevó enjuiciar al policía que conducía el patrullero desde el que el ya condenado oficial Cristian Alfredo Solana disparó contra el auto que manejaba Rodrigo, hiriéndolo de muerte en la espalda.
“Por 9 años, cada vez que el sargento Ariel Horacio Núñez tuvo que enfrentar a la familia Corzo y a los demás militantes de CORREPI, sonreía irónicamente. ¿Cómo no iba a sonreír, si estaba muy tranquilo en el lugar de ´testigo´ que le dieron jueces y fiscales? Una y otra vez, Núñez declaró como simple espectador del homicidio del que fue partícipe, acomodando sus palabras a medida que lo requería la defensa de su camarada y jefe.
Primero habló del ´vértigo´ que le dio la leve inclinación del Puente Santa Rosa en el Acceso Oeste, y dijo que ´cerró los ojos y aceleró´, por lo que no había visto si Solanas disparó. Luego, forzado por las pruebas contundentes contra su oficial superior, aclaró que ´en realidad lo que hice fue fijar la vista adelante, no mirar al costado, y vi dos fogonazos desde el auto del caco´. En uno y otro caso, se probó que mentía, ya que no hubo otros disparos esa madrugada del 23 de junio de 2003 que los del policía a su lado”, manifestaron desde Correpi.

Fuente: Correpi

 
< Anterior   Siguiente >
Advertisement
Advertisement
Diseño: Carolina Butron Ávalos & Nacho Nesprías.
© 2014 Red Eco Alternativo ****
Joomla! es Software Libre distribuido bajo licencia GNU/GPL.
CODIGO SUR