Asesinada por ser lesbiana
Thursday, 04 de August de 2011
El próximo lunes se conocerá la sentencia del juicio por el crimen de Natalia Gaitán, ocurrido en marzo de 2010. "Pepa" -como la llamaban su familia y amigxs- fue asesinada por Daniel Torres, padrastro de su novia.
El fiscal de la causa pidió 14 años de cárcel para el acusado ya que sostiene que el de Natalia fue “crimen de género”, pero que no estuvo basado en la orientación sexual. Sin embargo, la abogada querellante -Natalia Milisenda- solicitó una condena de 18 años y aseveró que existen pruebas que demuestran que lo que motivó el asesinato fue precisamente la identidad sexual de la víctima, agregando que el crimen fue "de odio" debido a que Natalia era lesbiana.
La querella, a través de diversos testimonios, pudo corroborar la presión que ejercía Torres para que su hijastra, Dayana, terminara la relación con Pepa Gaitán, y el rechazo que sentía Silvia Suárez (madre de la pareja de Pepa) que una vez consultó a una psicóloga de la Subsecretaría de la Familiar para pedir que corrigieran el “desvío” de su hija.
César Cigliutti, presidente de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), manifestó que “el asesinato de Natalia Gaitán es un crimen de odio. La mataron por ser lesbiana y por amar a otra mujer, es la expresión más violenta de la homo-lesbofobia. No nos quedamos en el papel de la víctima, por eso denunciamos y exigimos justicia y que toda la sociedad conozca la verdad: Es un crimen por discriminación por orientación sexual”.